RECONOCE UNA MIEL DE BUENA CALIDAD

 

Pero, ¿como reconocer si una miel es de buena calidad?.

La miel debe tener una consistencia viscosa, granulada y a veces también ligeramente flui­da.  Su color puede variar desde el blanquecino pasando por el rojizo hasta el oscuro casi negro, debidos a los pigmentos co­lorantes del néctar de la planta de la que procede, por ejemplo, la miel de acacia tiene un color ámbar claro mientras que la miel de carrasca es oscura casi negra, debido a su respectiva base vegetal de recolección.

No deben poseer mohos, restos de ceras o cualquier re­siduo que nos indique una falta de limpieza y una deficiente recolección.

La miel es un alimento sin apenas procesamiento, sin conservantes y sin ningún tipo de aditivos.  Es un producto natural y fresco, por tanto, su calidad viene determinada por la pureza de su composición y por las características organolépticas y cualitativas que posee.

En ocasiones la miel tiende a cristalizar por si sola cuando la temperatura ambiental es baja. Entonces su aspecto es granuloso, compacto y sólido.  En otras, la miel presenta un aspecto más licuado.

FRUITS DE LA TERRA evita aplicar tratamientos térmicos para conservar la fluidez y evitar la cristalización, por lo que puedes encontrar nuestra miel con estos aspectos pero con total garantía.

Utilizamos envases de cristal transparente para que siempre podáis observar su aspecto y textura, antes de su adquisición.

En nuestra etiqueta además de nuestra marca encontraras el máximo de información para hacer la mejor elección.

2020-05-27T17:57:23+02:00 27 mayo 2020|Blog|